La memoria USB sin USB (y, además, ubicua)

DropboxHoy en día casi todos tenemos una memoria USB de más o menos capacidad (también llamadas Pendrives, pinchos o llaveritos). Es el moderno sustituto de los hasta hace poco omnipresentes disquetes pero capaces de almacenar muchos más megas.

Se suelen usar para guardar datos o programas y llevarlos con nosotros, para  traspasar ficheros de un equipo a otro (incluso nuestros, ya que cada día es más habitual tener más de uno en casa) o simplemente para tener una copia de seguridad por si acaso al disco duro le pasa algo.

Servicios de almacenamiento en Internet como Dropbox, Box.net, Mozy, Sugarsymc o ZumoDrive gozan de una creciente popularidad. El primero se ha consolidado como un referente en aplicaciones de este tipo y vamos a ver un poco cómo funciona:

Lo primero es darnos de alta a través de su web: www.dropbox.com, descargar el programa (con versiones para Windows, MacOS X, Linux) e instalarlo en el ordenador. A partir de entonces en la carpeta de documentos tendremos una llamada “Mi Dropbox”. Todos los ficheros y carpetas que se guarden en esa ubicación serán automáticamente enviados a nuestra cuenta de Dropbox en Internet (manteniéndolos también en el equipo local).

Además, si ponemos el programa en otro ordenador (el portátil, por ejemplo) y lo configuramos con la misma cuenta que hemos abierto, se creará la carpeta “Mi Dropbox” y, en cuanto tenga acceso a Internet, el portátil descargará los ficheros que tenemos en el otro equipo. Siempre estarán sincronizados. Lo que se guarde (o borre) en uno se manifestará en el otro. Y así con todos los PC/Mac que tengamos y en los que pongamos la aplicación. Da igual que unos tengan Windows y otros Linux o MacOS X: todos mantendrán siempre la misma estructura de carpetas y los ficheros. Existen también versiones para iPhone, iPad, Android y Blackberry que permiten acceder también desde el móvil (siempre que tenga Internet, claro) a todos esos archivos.

¿Y qué sucede si estamos de viaje sin ordenador ni móvil y tenemos la necesidad de consultar un archivo guardado en Dropbox? Si conseguimos acceder a su página web desde cualquier otro equipo y con solo introducir nuestro usuario y la contraseña podremos ver todas nuestras carpetas y ficheros y borrar, descargar y subir lo que necesitemos.

Otra ventaja es que es una copia de respaldo de nuestros datos y aunque todos nuestros ordenadores se averíen, si en un nuevo equipo ponemos la aplicación, al poco rato ya tendremos todos los archivos. También permite recuperar cómo estaba un archivo hace unos días, por ejemplo: trabajo en un documento que guardo en la carpeta de Dropbox en el PC. El jueves me arrepiento de haber borrado un párrafo el pasado lunes. El programa permite recuperar la versión que tenía hace unos días de una manera muy sencilla.

Otra ventaja es que permite crear una carpeta y compartirla con otra persona que también tenga el programa (previa autorización), de tal manera que todo lo que copiemos a esa ubicación no solo aparecerá en todos nuestros equipos sino también en todos los de la otra persona (y viceversa).

También permite compartir fotos y archivos de gran tamaño de una manera casi trivial incluso con personas que no tengan Dropbox. Como ejemplo en este enlace http://dl.dropbox.com/u/6127203/articulo.pdf se puede descargar este artículo desde mi Dropbox.

Es, en definitiva, un servicio ahora casi imprescindible para mí ya que me permite prescindir de los USB para llevar datos conmigo, pues siempre que tenga Internet, tengo lo que necesito. ¿El precio? La versión básica es gratuita y proporciona 2 GB de espacio (más que suficiente normalmente), capacidad que se puede aumentar sin coste convenciendo a familiares y amigos de que abran una cuenta en el servicio.

Por cierto que aseguran que almacenan los datos cifrados en el servidor y se envían a Internet mediante una conexión segura, aunque de todas maneras yo no dejo ahí nada confidencial…

5 Responses to La memoria USB sin USB (y, además, ubicua)

  • Uff, ya voy entendiendo un poco más, aunque supongo que con el tiempo aún lo entenderé mejor….

  • sería bueno una comparación con Skydrive y Google drive.

  • Este tipo de artículos está bien para los que no hayan aprendido la lección de Megaupload.

    Seguid utilizando la nube (De otros, como Dropbox, Google y demás, creando tu propia nube no pasa) y ya veremos qué pasa cuando perdáis esa foto que ya no podéis volver a hacer. Y por supuesto, que sepáis que de privacidad, 0. Richard Stallman lleva diciendo esto años y años.

    Un saludo.

    • Hola Megaupload

      En el caso de Dropbox los archivos, además de estar en la nube, están en el disco duro del ordenador (de hecho, están en todos los discos duros de los ordenadores que se tengan sincronizados). Por tanto, aunque se cerrase el servicio, no se perdería ningún dato (a diferencia de Megaupload).

      En lo de la privacidad tienes razón. Los datos están en los servidores de la empresa y, aunque aseguran que están cifrados, nunca se sabe, visto lo visto. De todas maneras ni siquiera teniendo una nube personal tus datos están seguros ni permanecen 100 % privados.

      Es cierto que Stallman hace tiempo que dice esto, pero lo que él plantea no es asumible por los ciudadanos «normales» (no usar móvil, ni correo más que bajo ciertas condiciones, etc.)…

      Muchas gracias por el comentario y la aportación.

Deja un comentario

Seguir a ChristianDvE en Twitter
 TwitterFacebook YouTubePinterestInstagramFeed
Periscope
Recibe por correo electrónico los nuevos contenidos para no perderte ninguno

Dirección de mail:

Sígueme (si quieres) también en Feedly
Archivos
Creative Commons
Los contenidos de este blog se encuentran bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 Unported.
Hosting por Raiola.